sábado, 28 de diciembre de 2013

Elysium

Buenas noches al querido y respetado público!. Después de una desaparición de varias semanas y pico, he vuelto con las pilas mas puestas que la chucha, y ahora que soy un macho Alpha vine con puras weas buenas para traerles a ustedes. Este último tiempo el cine de terror (y el pico) ha estado en boca de todos con sus últimas creaciones (algunas mas buenas que la chucha). Pero este blog no vive de puro terror po (si no somos weones) al igual que la vida de Zompkin, el cine tiene muchas weas raras: Acción, romance, ciencia ficción, pornografía (sobre todo la última) y un sinfín de ramas de las que podríamos colgarnos como monja en los cocos del cura, pero lo que me trae hoy aquí a donde ustedes no es el terror, sino, la ciencia ficción. El año 2009 todos quedamos sorprendidos con una película que salió sin hacer ruido, pero que dejó la cagá en todos los espectadores, haciéndose por mérito propio una de las mejores películas de los últimos tiempo en lo que respecta a ciencia ficción, su nombre era Distric 9 (aunque muchos lo quisiéramos, no era una secuela de Plan 9 u.u). Tenía el sello de Peter Jackson (el culiao que nació haciendo buenas películas) y un tráiler con efectos especiales mas buenos que la chucha, entonces, ¿que esperábamos para verla? Fue un éxito de taquilla, dejó a todos con la boca abierta y su director Neil Blomkamp dejó la vara más alta que la chucha. El tiempo pasó y solo los más eruditos (o weones, como prefieran) recordábamos al director y soñábamos con que hiciese otra de sus películas.

Género: Ciencia Ficción
Temática: Post-apocalíptica, Ciberpunk (que suena bien esa wea)
País: Estados Unidos
Duración 109 minutos
Año: 2013
Director: Neil Blomkamp
Guión: Neil Blomkamp (alguien las cagó)
Intérpretes: Matt Damon, Alice Braga, Sharlto Copley, Jodie Foster, William Fichtner.

  Sinopsis: La gente vive en un planeta tierra que está mayoritariamente destruido. Los pocos que tienen dinero, han escapado de la horrible realidad hacia una nave espacial llamada Elisyum , que ofrece la oportunidad de una vida libre de enfermedades y en donde ni la vejez ni la muerte son un problema, dejando a su suerte a los habitantes de la tierra. Los que quedaron en la tierra, luchan por trabajos indignos y son la mano de obra para que Elisyum siga trabajando correctamente. Cuando Max DeCosta sufre un accidente laboral que lo deja prácticamente desahuciado decide subir a Elisyum por la fuerza para curar su irremediable estado.


 Elisyum es el segundo gran disparo de Neil Blomkamp, un tipo que llegó pisando fuerte en la gran máquina del cine, y que quiso probar suerte con una película básicamente idéntica a la primera: Con un contexto en el que nos muestran la vida del mas desvalido, en un mundo frío en el que todo le importa un comino a todos y que para salvarse, a veces hay que hacer cosas que van más allá de una opinión moral. Para analizar Elisyum no podemos hacernos los weones (porque asumo que ninguno de los que nos lee es weon) y tomarlo desde la perspectiva que esta película es un intento de “más y mejor” de lo que fue District 9 sin escatimar en falta de originalidad y cayendo muchísimo rato en los clichés que nos hacen tan predecibles los finales de estas weas.

  Lamentablemente, esta película cae exponencialmente en su segunda mitad, no porque sea lenta ni porque le falte acción (porque su ritmo es una de las cosas más aplaudibles) sino por la falta de originalidad en su guión. La primera mitad de la película nos muestra el contexto situacional del “universo” en el que la película se ambienta así como también un poco de la vida y pasado de nuestro protagonista, el siempre tan apuesto Matt Damon (jijiji), sin duda la parte más entretenida de la película. Matt Damon (Max DaCosta) hace un papel más que acertado, mostrando las características de un protagonista poco favorecido por la vida, pero que aún así vive sin mayores complicaciones, con más umbrales de los que nos permite ver la película. De una manera muy acertada y entretenida entonces comenzamos a situarnos en el papel del lado menos favorecido de la película, creándonos la ambientación de una forma pausada, y con un relajo poco común en el cine, pero que sin duda favorece muchísimo al film en su totalidad.

 En su segunda parte, empieza a quedar la cagá en mala. Su guión está mal manejado, ya que de por si partimos mal: Su creador esta vez es Neil Blomkamp y no su señora Terri Tatchell como fue con District 9. Nos empezamos a influenciar demasiado por la opinión de “que le gustaría al público” y weas por el estilo, cayendo gradualmente en los siempre tan aborrecidos clichés del cine actual, en los finales mas predecibles que la chucha, en los personajes que están sobrando pero tienen que estar para que el público tenga mejor aceptación y weas por el estilo, que básicamente, no aportan nada. Esto no hace una mala película, pero si una que va bajando su intensidad hasta niveles alarmantes.

 Otro elemento que se nos repite es Sharlto Copley (alias el Charito) protagonista de District 9 y que aquí la hace de wn malo. El wn es tan malo, que mata inmigrantes ilegales con cabros chicos y todos y después se comen un pan sin mirar atrás (me recuerda a los marcianos de Plan 9). Su interpretación, junto con la de Damon, cumplen más que bien la cuota de buenos actores de la película mostrándonos una rivalidad que no se terminará hasta el final del film, el cual, para que estamos con weas, es la única razón para verlo entero. Lamentablemente, el plantel de actores es buenísimo, pero salvo por estos dos sacos de weas, los demás son meramente de relleno, mostrándonos una Jodie Foster que lo único que hace es dárselas de dictadora con frases cortas y mas trilladas que la conchesumare (puta que me enojé) y también a una Alice Braga que para lo único que sirve es para darle un toque romanticón cursi de mierda a una película que sencillamente no lo necesitaba. Max DaCosta comienza su largo viaje con fines netamente egoístas (lo que me parece excelente) pero a medida que la película avanza, se pone sentimentaloide, empieza a ablandarse por culpa de una guacha culiá (de nuevo me enojé xD) y al final se vuelve el príncipe azul que va a salvar el mundo, con esto se nota exageradamente la falta de Terri Tatchell en la película (igual entiendo a Neil, la mujer debía estar en la cocina, no haciendo buenas peliculitas).

 Con esto no quiero decir que la película como resultado final sea mala, de hecho, si hay algo muy rescatable de su segunda mitad, es que así como el guión sin sentido, la acción y efectos va aumentando gradualmente, hasta llegar a niveles de espectacularidad pocas veces vistos. Desde el momento en que Max llega a Elisyum la película no para, mostrándonos un tipo de acción más inteligente que el estándar en taquilla y que nos permite mamarnos relativamente cómodos la falta de sentido que evidencia la segunda parte. Otra cosa que no debe dejarnos indiferentes y que hay que hacerle mención especial, es al maravilloso diseño de maquinas que goza la película, dándonos unos tiroteos contra robot de la más alta calidad y en cámara lenta (la cámara lenta siempre ayuda). En este aspecto y aunque los mas Hipster me crucifiquen (chupen el pico) debo decir que Peter Jackson ni siquiera se extraña.

Como reflexión netamente personal, Elisyum es una película que debe valorarse como un todo, por lo que quiere mostrar y la forma en la que lo hace. Tenemos un contexto social que está visto desde el punto de la mayoría explotada, buenas escenas de acción y actores buenísimos, aunque la mayoría con roles totalmente descartables por culpa de un guión que está muy mal manejado y que a más de uno que sabe de cine molestó. Es una lástima que un film que partió con 4 veces el monto de la película que quería imitar no llegue a la altura, pero aún así sirve para pasar un muy buen rato y tal vez, para llenar un poco el vacío que nos dejó District 9 que nunca tuvo secuela (aunque con Elisyum ya podemos dimensionar el resultado de una secuela).

Lo Bueno: Espectacularidad visual, un contexto mostrado de manera segura y muy poco reprochable, un plantel de actores digno de las mejores producciones y un diseño de maquinaria muy bueno.

Lo Malo: Un Guión pobrísimo sobre todo en su segunda mitad, personajes que estaban de sobra en todo momento y ser una idea mal aprovechada.

Nota IMDb: 6.8/10
Nota Mojón con Choclos: 6.5/10 (estoy más cagón que estos weones DX)

Quédense con nosotros para seguir descubriendo más emocionantes historias contemporáneas y otras más añejas que la chucha, que nos hacen amar este arte.

PD: Felices fiestas feos de mierda.

Escrito íntegramente y completely  alone su Mojon con Choclos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada